Posteado por: Shaliaj | julio 24, 2011

EL ALTO COSTO DE UNA EMUNÁH VACILANTE

DESDE EL ESCRITORIO DEL SHALIAJ: FRANCISCO JAVIER (COSTA RICA)

EL ALTO COSTO DE UNA EMUNÁH VACILANTE

Leer: Deuteronomio/Devarím 1. 19/40 – 1:19 Y salidos de Horeb, anduvimos todo aquel grande y terrible desierto que habéis visto, por el camino del monte del amorreo, como HaShem nuestro Di-os nos lo mandó; y llegamos hasta Cades- barnea. 1:20 Entonces os dije: Habéis llegado al monte del amorreo, el cual HaShem nuestro Di-os nos da. 1:21 Mira, HaShem tu Di-os te ha entregado la tierra; sube y toma posesión de ella, como HaShem el Di-os de tus padres te ha dicho; no temas ni desmayes. 1:22 Y vinisteis a mí todos vosotros, y dijisteis: Enviemos varones delante de nosotros que nos reconozcan la tierra, y a su regreso nos traigan razón del camino por donde hemos de subir, y de las ciudades adonde hemos de llegar. 1:23 Y el dicho me pareció bien; y tomé doce varones de entre vosotros, un varón por cada tribu. 1:24 Y se encaminaron, y subieron al monte, y llegaron hasta el valle de Escol, y reconocieron la tierra. 1:25 Y tomaron en sus manos del fruto del país, y nos lo trajeron, y nos dieron cuenta, y dijeron: Es buena la tierra que HaShem nuestro Di-os nos da. 1:26 Sin embargo, no quisisteis subir, antes fuisteis rebeldes al mandato de HaShem vuestro Di-os; 1:27 y murmurasteis en vuestras tiendas, diciendo: Porque HaShem nos aborrece, nos ha sacado de tierra de Egipto, para entregarnos en manos del amorreo para destruirnos. 1:28 ¿A dónde subiremos? Nuestros hermanos han atemorizado nuestro corazón, diciendo: Este pueblo es mayor y más alto que nosotros, las ciudades grandes y amuralladas hasta el cielo; y también vimos allí a los hijos de Anac. 1:29 Entonces os dije: No temáis, ni tengáis miedo de ellos. 1:30 HaShem vuestro Di-os, el cual va delante de vosotros, él peleará por vosotros, conforme a todas las cosas que hizo por vosotros en Egipto delante de vuestros ojos. 1:31 Y en el desierto has visto que HaShem tu Di-os te ha traído, como trae el hombre a su hijo, por todo el camino que habéis andado, hasta llegar a este lugar. 1:32 Y aun con esto no creísteis a HaShem vuestro Di-os, 1:33 quien iba delante de vosotros por el camino para reconoceros el lugar donde habíais de acampar, con fuego de noche para mostraros el camino por donde anduvieseis, y con nube de día.
1:34 Y oyó HaShem la voz de vuestras palabras, y se enojó, y juró diciendo: 1:35 No verá hombre alguno de estos, de esta mala generación, la buena tierra que juré que había de dar a vuestros padres, 1:36 excepto Caleb hijo de Jefone; él la verá, y a él le daré la tierra que pisó, y a sus hijos; porque ha seguido fielmente a HaShem. 1:37 También contra mí se airó HaShem por vosotros, y me dijo: Tampoco tú entrarás allá. 1:38 Josué hijo de Nun, el cual te sirve, él entrará allá; anímale, porque él la hará heredar a Israel. 1:39 Y vuestros niños, de los cuales dijisteis que servirían de botín, y vuestros hijos que no saben hoy lo bueno ni lo malo, ellos entrarán allá, y a ellos la daré, y ellos la heredarán. 1:40 Pero vosotros volveos e id al desierto, camino del Mar Rojo. 

INTRODUCCIÓN: Di-os ha dado a los creyentes: dones espirituales, habilidades, personalidades, que los equiparán para cumplir con los planes específicos que Él tiene para sus vidas.

Pero cada uno debe decidir responder con fe y obediencia. A veces, HaShem nos reta a hacer algo que parece estar más allá de nuestras capacidades, pero si nos intimidamos perderemos sus maravillosas bendiciones.

Aprendamos de los israelitas, quienes tomaron varias decisiones que los llevaron a la incredulidad y como consecuencia vagaron toda una vida sin rumbo. Ellos…

*Confiaron en la perspectiva humana: A veces, confiar en Di-os está en conflicto con el razonamiento humano. Pero quienes optan por confiar en Él descubrirán que el Eterno es más grande que cualquier obstáculo.

*Dejaron que los sentimientos triunfaran sobre la fe: Tal vez los mayores estorbos para la obediencia son el temor y el sentimiento de incompetencia. La manera de vencerlos es confiar en el Elohim Eterno y en sus promesas. Él nos equipará para todo lo que nos llame a hacer.

*Escucharon las voces equivocadas: Para andar en obediencia al Shaddai Todopoderoso, tenemos que cuidarnos de ser influenciados por quienes no entienden la grandeza de nuestro Di-os, y aprender a identificar las mentiras de la mala inclinación y del HaSatán.

CONCLUSIÓN: Cada difícil llamado a la obediencia es una bifurcación en el camino de nuestras vidas. Tomar el camino de la incredulidad conducirá a toda una vida de pesar, pero confiar en Di-os con valentía y hacer lo que Él dice, dará como resultado la bendición más grande de la vida.

Aunque muchas veces las cosas que Di-os haga no tengan sentido para nosotros, debemos aprender a caminar en la dirección que HaShem nos ha llamado a seguir, ya que Romanos 8.28 dice “sabemos que a los que aman a Di-os todo le ayuda a bien”

REFLEXIÓN: HaShem nos dio la libertad para escoger: bendición o maldición, desobedecer o obedecer. La decisión es nuestra.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: